En este momento estás viendo La Palma, querer volver.

La Palma, querer volver.

La Isla bonita.

Qué se puede decir cuando encuentras tu lugar en el mundo. Para muchos esta isla era una gran desconocida, frecuentada por viajeros que buscan caminar y perderse en inmensos paisajes.

Pero que en septiembre del año pasado, a consecuencia de la erupción del volcán popularmente conocido como cumbre vieja (el nombre que le han dado a este volcán es «Tajogaite» ya que cumbre vieja es denominación que tiene la parte sur de la isla), quien no conocía la isla, la puso en el mapa.

Volcán Tajogaite, popularmente conocido como «Cumbre Vieja»

Para nosotros viajar a La Palma es ir a nuestra casa de verano, ya que cada vez que venimos nos sentimos en nuestro hogar. Este año no queríamos ir a ningún otro sitio y solo pensamos apoyar a todos los palmeros y palmeras, de la forma que nosotros podemos, que es disfrutar de nuestras vacaciones allí, junto a ellos.

Y qué tiene La Palma para que nos encante tanto. Pues aquí te escribimos unas humildes pinceladas, como si de un avance de una película se tratase.

Gobernada por él «Roque de los Muchachos» a 2.423m de altitud se puede contemplar esa joya que es el «Parque nacional de la Caldera de Taburiente», lugar al que tienes que ir si o s. Disfrutar de un agradable paseo rodeado de pinos canarios, darte un baño, y atravesar «Él cañón de las Angustias» hasta que llegues a la espectacular «Cascada de colores».

Caldera de Taburiente

Una vez termines la caminata puedes bajar al puerto de Tazacorte y degustar un rico pescadito acompañado con unas papas con mojo y finalizado con un «Príncipe Alberto, un Bienmesabe y un Barraquito«

Cae la noche en La Palma y, si no lo sabes, es uno de los mejores lugares del mundo para contemplar el firmamento, reserva Starlight desde 1988, por ello allí se encuentran una de las baterías de telescopios más completas del mundo. Hay múltiples miradores desde donde, por cuenta propia o contratando una excursión, puedes maravillarte con este cielo único.

Mar de nubes

La Isla bonita la tienes que descubrir, recorrer sus carreteras de norte a sur, bañarte en sus playas de arena negra. Pasar de un lado al otro de la isla como si de otra isla se tratase. Ver ese mar verde de plataneras y caminar por el sur a través de su Cumbre Vieja atravesando volcanes hasta que llegues al faro y salinas de Fuencaliente.

Salinas de Fuencaliente

No te lo he contado todo porque ya te he dicho que era un pequeño avance, solo te diré que si vas…

…Querrás volver.

Deja una respuesta